Timo Berger conversa con Julieta Mortati sobre EL Mezcaldito

25 Ago

EL MEZCLADITO, antología de poesía latinoamericana
Tenemos las máquinas. Bs Aires, 2014
Selección de poetas latinoamericanos que participaron en el festival de poesía latinoamericana de Berlín, Latinale.
PRÓLOGO

Timo Berger / Julieta Mortati

 

.. .. .. .. .. .

[21:15:23] Ich: Juli, tás? Tenés un rato? Quería hablar con vos un poco sobre la selección o la no-selección que hicimos para esta antología, o mejor dicho colección de poetas latinoamericanos.
[16:19:41] Yo: Hola, Timo! Cómo estás? Dale, hablemos.
[21:19:44] Ich: Porque lo que me gustaría defender en primer lugar es la idea del rejunte, del mezcladito.
[16:20:02] Yo: Mezcladito en qué sentido?
[21:20:11] Ich: Ya no creo en conceptos como florilegio. En cambio, creo que nosotros somos como los que se quedaron hasta el final de una fiesta y pasamos por los lugares donde hubo poetas donde  se  leyó  poesía  y  buscamos  los  vasos  de  los  comensales  y juntamos lo que nos parecía. Como esos tragos que se hacen con fernet, vodka, whisky, cerveza, gin, tequila, licores, todo el alcohol que quedó en los vasos al final de un baile.
[16:21:27] Yo: A mí me parece que este libro es un registro de la poesía que se está produciendo y leyendo en América Latina y que de algún modo logró cruzar las fronteras de sus países y del continente con todo lo bueno y lo malo que eso implica.
[21:21:33] Ich: Por ahí suena un poco pretencioso, lo admito, en el sentido inverso. En vez de ser los expertos, como antologadores, somos los que rematan lo que quedó. Pero también fijate, esa expresión “quedó”, o sea lo que te sigue repiqueteando. O tal vez lo que te molestó lo suficiente para que no lo hayas olvidado después de la resaca. De todas formas, son obras en progreso…
[16:24:45] Yo: Más de la mitad son poemas de libros inéditos, sí.
[21:25:50] Ich: Sí, la mayoría de los poemas son poemas nuevos que nos mandaron para la antología. Muchos de ellos no salieron aún publicados o están en libros que nunca van a salir. Ay, no sé, yo solo puedo hablar del lugar del FAN, del barra brava.
[16:26:34] Yo: Jaja. Al hacer esta antología yo me preguntaba, ¿por qué se escriben poemas hoy?, ¿cómo se consagra la poesía?, ¿Europa o la cancillería cultural de cada país? ¿Las editoriales o los amigos de fcbk?
[21:26:35] Ich: ¿Vos por qué pensás que elegiste esos poemas?
[16:31:14] Yo: Releyendo todo de nuevo me doy cuenta de que elegí los que hablan desde la experiencia de un presente, como si fueran poetas de la urgencia y hubieran tenido la necesidad de escribir eso, poemas que nacen desde el impulso. No todos, no?
[21:32:44]  Ich:  Hay un cotidianidad tremenda en estos poemas además… Hay un corrimiento de la solemnidad que tiene que ver con desandar el complejo de ser latinoamericanos.
[16:33:51] Yo: Definitivamente. Lo que me sorprendió es que muchos se remiten a una especie de estado de paranoia en el que no se sabe lo que viene.
[21:33:39] Ich: Yo encuentro en esos textos la figura de la paranoia como algo productivo.
[16: 35:38] Yo: Esta antología también me parece que es una manera de cruzar experiencias y que se conozcan poetas, editoriales y se establezcan nuevos lazos.
[21:36:07] Ich: Cierto! Mirá, esos vates (en su mayoría) vinieron a Berlín, algunos salieron por primera vez del continente. Pero después con las redes sociales y los contactos establecidos siguen repercutiendo acá y vuelven para allá con una experiencia más.
[16: 36:28] Yo: Claro! ¿Sabés lo que debe ser ir a decir tus versos a una tierra que queda del otro lado del mar? Por eso también es una mezcla. El poeta más grande nació en los 60 (no vamos a decir quien!) y el más chico en el 86, además hay diferentes corrientes poéticas. Puede que pierda una fuerza, pero esta no es una antología que venga a defender un tipo de poesía en particular, sino, como te decía, un registro. Creo que en una antología no solo se  publica lo que a uno le gusta, sino también lo que a uno le hace ruido, lo que genera fricción por compartir un mismo espacio. Probar a ver qué pasa, un juego. Es un privilegio que uno debe poder permitirse como editor.
[21:37:20]  Ich:  También para mí esta antología era un instrumento para acortar un poco la distancia que se impuso entre nosotros. Acordate,  éramos vecinos en Berlín, vos del lado del Kreuzberg y yo del lado de Neukölln. Y era muy fácil vernos, dar una vuelta, hablar de todo.
[16:37:27] Yo: Ah, nuestros paseos por los baldíos al oeste de Berlín… Este libro es el resultado de una amistad también, sin dudas.
[21:37:57] Ich: Y con esta excusa de armar un libro, se construyó otra vez un puente.
[16:38:55] Yo: Los libros exceden a la literatura, claro.
[21:39:00] Ich: Pero sigamos, qué le va a interesar nuestro vínculo personal a otra gente.
[21:39:25] Yo: No, pará! Me parece importante!
[21:40:26] Ich: Te entiendo. Todos se ponen en el lugar de los desinteresados. De los críticos. De los superados… Hay una cosa que te quería comentar. Sabés por qué se lee tan poca poesía en Alemania? Porque se enseña poesía en las escuelas no como un género que se lee y se disfruta, sino como algo que hay que interpretar, de lo que se debe sacar algo, una plusvalía aunque sea de capital simbólico nomás. O sea: un poema es un texto complicado que viene con una tarea. Y lo que el público alemán aprende de a poco gracias a los poetas latinoamericanos que vienen a leer acá es que no hay que hacer nada con un poema, sólo abrir los oídos y los ojos y escuchar.
[16:44:03] Yo: Creo que por el contrario, se aceleró el tiempo y la poesía (precisa, rítmica, punzante) se vuelve el género literario privilegiado de esta época.
[21:44:26] Ich: La poesía es para las redes sociales.
[16:44:44] Yo: Ahora lo que no entiendo bien es cómo encaja la figura del “poeta” en este esquema.
[21:44:51] Ich: Yo tampoco. Acá en Alemania ya nadie dice que es poeta. La gente dice: “Yo escribo poemas”. O sea, eso del poeta es una figura romántica que hoy en día queda tan remoto como los ermitaños que contrataron en el siglo 19 para los parques ingleses con la idea de brindarles una aire especial.
[16:45:38] Yo: Jaja y más si vivís en Latinoamérica que nadie puede ni siquiera pensar en vivir de escribir poemas.
[21:46:55]  Ich:  Creo  que  en  América  Latina  hay  todavía  algunos poetas que se aferran a esa idea del vate solitario en el desierto de Atacama, pero creo que es menos el caso de Argentina y menos el de Brasil, en Costa Rica tampoco veo eso. Y en la joven generación de México también hay una crítica feroz hacia la figura del poeta. Y de esa forma, los poetas actuales son más bien anti-poetas, más Parra que Paz. Son todos freaks y lo asumen con una naturalidad admirable. A pesar de que hoy ya no haya outsiders. Todos están en internet.
[16:48:56] Yo: Y consiguen sus medios de promoción propios.
[21:49:47] Ich: Quiero que chateemos de un asunto más.
[17:01:59] Yo: Decime.
[22:02:26] Ich: Elegimos los poetas, elegimos los poemas a cuatro manos, pero después, vos les encontraste un orden. No entendí aún tu principio, pero comulgo con el resultado. Me parece bien meditado.
[17:03:41] Yo: Me gustó empezar con un texto escrito en un español mediado o portugués salvagem, como dice Douglas Diegues, me pareció un gesto que desestabiliza la noción de “identidad nacional” que aparece en la antología. Y además es proponer un juego, creo que para ser serio no hay que tomarse tan en serio. Después hay un ritmo…
[22:05:17] Ich: Es cierto, es importante ese aspecto, sacar a los dioses de los tronos. Porque sí, hay algo gastado, muerto en la cultura que necesita chuparse la sangre de otras culturas. O sea, las culturas del centro se alimentan de la periferia. Hoy en día acá hablan de “global literature” para camuflar que se está formateando lo que se escribe en la periferia para convertirlo en mercancía. Hoy me pregunté si también existía una “Global Poetry” o si la poesía se resiste a ese concepto de mercantilizacion, de unificacion, de formateo.
[17:09:17] Yo: Me parece que en tal caso hoy no se podría hablar de un centro regional poético definible. Porque tampoco se puede hablar de poesías nacionales. El país sería una marca de origen, lo cual no es poco.
[22:12:13] Ich: Puede ser. Creo que jamás se ha escrito tanta poesía en América Latina como hoy en día. Internet, blog, redes sociales, imprentas alternativas, editoriales indie, festivales grosso y underground, las tertulias en los bares de moda, las cuelgas de poesía en las plazas públicas, proyecciones sobres la superficie de los estadios, metros, etc, graffiti, en todos esos lugares hay “cadáveres” de poesía zombies como dice Luis Felipe Fabre. A pesar de que canten el fin de la poesía (el Fukushima de la energía lírica), la poesía es más que presente, es un formato twitteable, es un reto, algo que nos decoloca, que nos saca de la vida cotidiana y nos hace pensar en nuestra formar de hablar. NOS MUEVE EL COCO.
[17:15:18] Yo: Jaaa!
[22:15:55] Ich: Una última pregunta, Juli: por qué te interesás por la poesía actual y le ponés tanto empeño hasta fundar una editorial alternativa y molestar a todos los amiguis a que vayan a las presentaciones de los libros que sacás?
[17:17:53] Yo: Porque es una manera que encuentro de defender mi visión del mundo.
[22:18:12] Ich: Pero es una mirada que te confirma tu visión del mundo o que te descoloca?
[17:18:31] Yo: Es una mirada que me muestra cosas que no veo. Y vos por qué traducís a poetas latinoamericanos???!!!!!
[22:19:03] Ich: Yo básicamente traduzco poesía para no perder el contacto. Empecé antes de la existencia de las redes sociales. Para mí la poesía es la primera red social que hubo. Empecé a traducir en 1999 a los poetas jóvenes (eran los que antes se llamaban poetas de los noventa) porque me hice amigo. En esa época no sabía ni sospechaba que iban a tener tanta importancia después. Mis traducciones eran como chats. Como emails. Nunca pensé en publicarlos. Solo se los mandaba. Y me contestaban: “Che, no entiendo un cacho, pero gracias”.
[17:20:45] Yo: Jaja!
[22:20:52] Ich: Bueno, eso es todo. Te extraño. Juli, volvete!!
[17:22:55] Yo: Yo te extraño, volvete vos!! ¿Dónde nos volveremos a encontrar?
[22:23:17] Ich: No sé, quizás en ese bar de la Guerra de los Galaxias con los androides y las mujeres de las tres tetas…

 

* * *

Timo Berger (Stuttgart, Alemania, 1974). Traductor, periodista, editor y autor. 
Última publicación: AmérikaNoAmérika (México D.F.: Bonobos, 2012).

Julieta Mortati (Buenos Aires, Argentina, 1984). Licenciada en Letras, periodista y editora. Dirige el sello Tenemos las Máquinas.

 

* * *

 

POETAS: Montserrat Álvarez / Luis Alberto Arellano / Daniel Bencomo / Damaris Calderón / Fabián Casas / Benjamín Chávez / Luis Chaves / Andrea Cote Botero / Roxana Crisólogo / Washington Cucurto / Domingo de Ramos / Douglas Diegues / Laura Erber / Luis Felipe Fabre / Martín Gambarotta / Marília García / Gladys González / Wingston González / Yanko González / Maricela Guerrero / Victoria Guerrero Peirano / Julián Herbert / Miguel Ildefonso / Marina Mariasch / Alan Mills / Omar Pimienta / Sergio Raimondi / Damián Ríos / Minerva Reynosa / Mayra Santos-Febres / Enrique Winter.

 

SELECCIÓN Y PRÓLOGO: Timo Berger / Julieta Mortati

DISEÑO: Julián Villagra

MAQUETA ORIGINAL: Lara Melamet

ISBN: 978-987-28629-7-8     

Cantidad de páginas: 204

Acá se puede conseguir en PDF: http://www.tenemoslasmaquinas.com.ar/catalogo/el-mezcladito

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s